La llamada llega a Caracas con su mensaje de amor y amistad

Música, fe, humor, amistad y amor son algunos de los elementos que se unen en el musical La llamada, de Javier Calvo y Javier Ambrossi, conocidos como Los Javis. La obra comenzó a presentarse en el vestíbulo del Teatro Lara de Madrid. Al poco tiempo, el montaje pasó al escenario principal del recinto, con funciones agotadas de martes a domingo. La obra se ha presentado dentro y fuera de España. Desde Moscú hasta Argentina. Ahora el musical llega a Venezuela, de la mano de Ventura Producciones este fin de semana.

La primera vez que el productor artístico José Luis Ventura vio La llamada fue en 2016. Le gustó tanto la frescura y el mensaje que quiso hacerse con los derechos para presentarla en Venezuela. En ese entonces, adquirir la licencia no fue complicado -recuerda-, pues la obra no contaba con la fama que tiene actualmente. “Es una obra de teatro musical súper juvenil y fresca. Trata del amor en todo el sentido de la palabra, que no tiene límites. Eso fue lo que más llamó mi atención”, dice.

Ventura obtuvo los derechos de La llamada a finales de 2018 y tenía planeado presentarla el año siguiente. No pudo. Luego llegó la pandemia y aplazó los planes del productor hasta ahora que, finalmente, llega a las tablas. El musical se estrenó el 29 de octubre, en el Centro Cultural BOD, donde estará hasta el domingo. “Tenemos cinco funciones en esta primera muestra, porque no quisimos hacer temporadas. Queremos manejarlo como espectáculos puntuales. Regresamos la primera semana de diciembre y luego en febrero. Así vamos a estar durante año”.

La llamada cuenta con las actuaciones de Dora Mazzone (Sor Bernarda), Cristina Mosquera (María), Verónica Gómez (Milagros), Stefany Frade (Susana) y Henrys Silva (Dios), quienes han ensayado desde hace cuatro meses con la ayuda de Guido Villamizar, a cargo de la dirección general; Zarik Medina como director musical, Delia Dorta como coach vocal y Nika Díaz como coreógrafa.

La llamada

El musical sigue dos historias en paralelo: la de María y Susana, dos amigas que sueñan con triunfar en el reguetón. Una de ellas empieza a recibir visitas nocturnas de Dios, que se comunica con ella a través de las canciones de Whitney Houston.

Aunque no es una obra religiosa, la fe está muy presente. “Lo que te enseña esta obra es que se puede lograrlo todo sin tener miedo de ser quien seas. Eso es algo muy lindo. Además, lo sorprendente es que Dios no habla, se comunica a través de las canciones de Whitney Houston”, dice el productor, que considera que es un montaje particular por los elementos que mezcla. “Creo que es un tipo de obra que desde hace tiempo no se ha montado en Venezuela”.

Una de las diferencias con el montaje original son las canciones que integran el segmento de música urbana. Ventura señala que en la obra de Los Javis usan los temas de Juan Magan, pero en la versión venezolana quisieron hacerla más actual, por lo que decidieron usar canciones de Bad Bunny. Sobre la música de Whitney Houston, el productor dice que solo agregaron un sencillo.

Para Ventura, el éxito de La llamada radica en que le habla a los jóvenes en su mismo lenguaje. Considera que es una obra inclusiva con la que se puede sentir identificada cualquier persona, sobre todo las de la comunidad LGBTQ+. “El musical habla de muchos temas que están presentes en la juventud de forma muy realista”.

Sobre las medidas de bioseguridad, el productor artístico indica que han tomado todas las precauciones para que las personas se sientan seguras en el teatro. El uso de tapabocas durante la función será obligatorio, habrá distanciamiento entre los asistentes y el aforo de la sala será reducido: solo permitirán 225 personas. “Entendemos la situación y por eso tomamos todas las medidas. Creo que hay que atraer e incentivar a las personas nuevamente a ir al teatro y a consumir cultura”, dice.

Los boletos están a la venta en las taquillas del teatro y en en la página de Goliiive. “Hemos hecho tres preventas. La primera comenzó en 20 dólares, la segunda en 30  dólares y el precio final es de 40 dólares. Más adelante tenemos pensado hacer promociones de 2×1 para tratar de atraer al público”. Por ahora, la obra solo se presentará en Caracas, pero la producción está en conversaciones para llegar a Maracay o Valencia.

José Luis Ventura tiene la expectativa de que la versión venezolana de La llamada tenga el mismo éxito que en España y que, poco a poco, la gente se anime a ir más al teatro y a consumir cultura. “Creo que, como productor y manager de artistas, hay que seguir adelante, porque el medio artístico ha sido muy golpeado por la pandemia. No hay forma de saber cuándo será el momento ideal, entonces el momento ideal es ahora”, finaliza.

Publicado por: Isabela Isern

Fuente: elnacional.com / Ariany Brizuela

Deja una respuesta