En su 15° aniversario el Festival de Cine Venezolano no cede espacio al desánimo

A pesar de la crisis que enfrenta el país, todavía en Venezuela se hacen películas, y el Festival del Cine Venezolano en su 15° aniversario sortea las dificultades para instalarse por primera vez en Caracas, en los espacios del Trasnocho Cultural, y mostrar esas historias que cuentan lo que somos.

Para Karina Gómez, directora del evento, la decisión de mudarse de Mérida, ciudad que siempre albergó el encuentro cinematográfico, fue “lo único posible para sacar adelante el festival”.

Señaló que este año resultó complicado sostener los costos en la capital merideña, sobre todo debido al problema actual que existe con el transporte y la escasez de gasolina, que imposibilita el traslado de directores y asistentes, por lo que al plantear la consulta con sus aliados, Trasnocho “fue el primero en ofrecerse”.

Serán 13 las películas que participarán por la Sección Oficial, que se llevará a cabo entre el 14 y 20 de junio.

Las aspirantes al gran premio de la muestra son Amnesia, de Gabriel Marino; Arpón, de Tom Espinoza; Canción de las sombras, de Roque Zambrano; Cumbres borrascosas, de Tony Rodríguez; Historias pequeñas, de Rafael Marziano; Jazmines de Lídice, de Rubén Sierra; La jaula, de José Salavarría; La noche de dos lunas, de Miguel Ferrari, y Operación Orión, de Rubén Hernández Ramón.

También competirán Parque Central, de Luis Alberto Lamata; Peleador nocturno, de Mario Pagano; Voy por ti, de Carmen La Roche y Yo imposible, de Patricia Ortega.

Goméz aclaró que no existe ningún criterio de selección para las películas, pues el festival es 100% competitivo, y que los únicos requisitos son que la cinta sea profesional y haya sido proyectada en salas de cine.

Sobre la cantidad de coproducciones con otros países y cintas de venezolanos hechas desde afuera, refiere que ha sido la solución de los cineastas locales para “no dejar este arte morir”.

“No es secreto para nadie que se vuelto muy difícil hacer cine, y hay que hacer un homenaje a todos esos cineastas que luchan por hacer cine con las uñas y poder contar sus historias”, acotó.

Dentro de su programación, se proyectarán fuera de concurso los documentales Está todo bien, de Tuki Jencquel; El vendedor de orquídeas, de Lorenzo Vigas, y Araya, de Margot Benacerraf, que recibirá un homenaje por sus 60 años, junto al director Joaquín Cortés y el periodista Pablo Antillano, recientemente fallecidos.

Fuente: http://www.eluniversal.com/entretenimiento/41790/festival-del-cine-venezolano-se-muda-a-caracas-este-ano

Social Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *